Varas de medir

 Varas de medir / Rosell

Varas de medir / Rosell

La doble vara de medir es una expresión popular que nos conduce a otra que llamamos la ley del embudo. En cualquier caso, se trata de denunciar el tratamiento dispar, beneficioso para unos y oneroso para otros, que damos a situaciones iguales o parecidas.
Hoy, las distintas varas de medir o la ley del embudo me vienen a colación por el desigual trato recibido por situaciones penitenciarias y políticas que están teniendo lugar ante el silencio de quienes se rasgan fácilmente las vestiduras cuando les toca a ellos la parte estrecha del embudo.

Sigue leyendo

¿Hay alguien que quiera escucharme?

¿Hay alguien que quiera escucharme? / rosell

¿Hay alguien que quiera escucharme? / Rosell

Resulta difícil aceptar la situación que semana a semana se presenta ante nuestros atónitos ojos. La matanza de mujeres a manos de sus parejas o ex parejas sigue ocupando páginas y páginas de los medios de comunicación social sin que parezca que el triste y desgraciado fenómeno tienda a desaparecer o por lo menos a rebajar su intensidad. Artículos y opiniones tratan de explicar las causas que aparentemente contribuyen al asesinato semanal, a la violación o a las agresiones grupales a mujeres.
Sigue leyendo

Dependencias de la Generalitat

Dependencias de la Generalitat / Rosell

Dependencias de la Generalitat / Rosell

ERC ha sido un partido que desde 1977 hasta hoy ha tenido cambios sustanciales desde el punto de vista de las características generacionales y de la cualificación política de sus dirigentes. De los viejos ex combatientes republicanos como Heribert Barrera, que fue su máximo dirigente en 1977 y que había desarrollado una larga trayectoria antifranquista en la clandestinidad, se pasó a Angel Colom, Carod-Rovira, Joan Puigcercós, hasta llegar al actual Oriol Junqueras, que se hizo con la dirección de un partido que nunca tuvo una sólida y estructurada teoría política. Desde su fundación en 1931, jamás se le ha conocido un ideario político relacionado con la economía o con el pensamiento social. Su único pensamiento es el que tiene que ver con la República como forma de Estado y con la independencia de Cataluña. Esa es la razón por la que nunca se pudo saber muy bien cómo y dónde situar ideológicamente a un partido plagado de contradicciones en los espacios socioeconómicos.
Sigue leyendo