A mí también me produjo asco

Arnaldo Otegi - Iroz Gaizka (AFP)

Arnaldo Otegi – Iroz Gaizka (AFP)

Año 2031. De nuevo hemos celebrado elecciones generales. El recuento ha vuelto a configurar un Congreso de los Diputados multipartidista. Vuelven a sobresalir los clásicos de siempre: PSOE y PP. Ninguno de los dos con diputados suficientes para que sus respectivos líderes alcancen los 176 diputados que siguen siendo necesarios para resultar investidos para el cargo de presidente del Gobierno. Los sueños independentistas se han volatilizado y sus máximos dirigentes siguen penando por los delitos de rebelión en las cárceles catalanas. El espacio electoral de los secesionistas ha sido ocupado por partidos constitucionalistas y por los defensores de la Naturaleza y de las corridas de toros.
Sigue leyendo

La cena de la vergüenza

Portada Diario Vasco 24/12/2018El hijo de Fernando Múgica, asesinado por ETA, ha pedido la baja en el PSOE a raíz de la cena que compartieron Idoia Mendía y Arnaldo Otegi. ¡Quién no haría lo mismo si viera a la secretaria general de su partido brindando con un ex integrante de la banda terrorista que asesinó a su padre! ¡Quién no sentiría un profundo dolor al contemplar esa fotografía en la que se ve una pareja formada por una representante de un viejo partido democrático y al representante de otro partido refundado sobre las cenizas de los casi mil asesinados por la banda terrorista ETA! Son perfectamente adivinables los pensamientos que habrán invadido la cabeza de la familia de ese dirigente socialista que ya no está entre nosotros porque en 1996 la banda a la que pertenecía Otegi se encargó de acribillarlo cobardemente en una calle de San Sebastián.
Sigue leyendo

Otegi y sus palmeros

Otegi dirigiéndose a los medios a su llegada al Parlamento Europeo (EFE)
Salah Abdeslam, responsable de la logística del comando yihadista que mató a 130 personas en París el 13 de noviembre de 2015, fue extraditado el pasado 27 de abril de Bélgica a Francia. Está acusado de asesinato, posesión de armas, fabricación de explosivos y secuestros. Es posible que tras el proceso judicial sea condenado a cadena perpetua, aunque su abogado insiste en que su defendido está deseoso de colaborar con la justicia, se supone que para que la condena no sea tan severa.
Sigue leyendo