EQUIVOCARSE HONRADAMENTE

Cuando yo era un adolescente de apenas 14 o 15 años, dos hermanos holandeses, Johnny y Charley Kurt lanzaron una baile absurdo, pero facilón y pegadizo que llevaba por nombre el baile de la yenka. La letra decía algo así como “izquierda, izquierda, derecha, derecha, adelante y atrás, un, dos tres”. Recientemente, el cantante Ricky Martin lanzó “un pasito p’alante María, un pasito p’atrás. Un, dos tres”, que viene a ser una versión caribeña de la holandesa yenka. Y, tanto una como otra, no dejan de ser variaciones sobre las artimañas que utilizan los gobiernos cuando necesitan combatir el miedo con más miedo. Uno de los errores más comunes cuando se quiere adiestrar a un perro de compañía consiste en transmitir al animal dos órdenes contradictorias y simultáneas. El perro no sabrá a qué atenerse y se quedará quieto, sin obedecer y desconcertado. Sigue leyendo

No a cualquier precio

En primer término, Nicolás Sartorius; a la izquierda, adelante, Diego López Garrido. SAMUEL SÁNCHEZ
Un grupo de intelectuales, artistas y sindicalistas presentaron el lunes, 11 de abril, un manifiesto que sumaba un centenar de adhesiones en el que se reclamaba “un acuerdo entre el PSOE, Podemos y Ciudadanos para lograr un Gobierno del cambio y evitar las elecciones y al PP”. Salvo los votantes del partido popular, serán pocos los ciudadanos que estén en contra de ese deseo que los intelectuales, artistas y sindicalistas manifiestan en el documento presentado.

Sigue leyendo