JCRI en Onda Cero: “Mientras Chaves y Griñán sean inocentes, no hay que tratarlos como si fueran culpables”

Rodríguez Ibarra en Julia en la onda | Foto: Onda Cero

ENTREVISTA EN HERRERA EN LA ONDA

Juan Carlos Rodríguez Ibarra valora en Herrera en la onda la imputación de Manuel Chaves y José Antonio Griñán. Asegura que “no hay que renunciar a la presunción de inocencia” y cree que en este asunto “Susana Díaz y Pedro Sánchez han intentado ir de justicieros por la vida, intentando levantarse sobre el hombro de los demás para sobresalir”.

Sigue leyendo

Susana Díaz: dos riesgos (El correo de Andalucía)

Susana DíazDimitió Griñán. En estas mismas páginas escribí un par de comentarios sobre el anuncio del presidente de la Junta de Andalucía, en el pasado mes de julio, cuando anunció la convocatoria de primarias para elegir al próximo candidato a la presidencia del gobierno andaluz, que no su dimisión inmediata como ocurrió el pasado día 27. En esos artículos aventuraba las hipótesis que podían plantearse una vez que hubiera un candidato socialista, tras el proceso de primarias. El más lerdo de los comentaristas políticos adivinó que Griñán no podía seguir de presidente con una candidata sentada en su consejo de gobierno, esperando tres años hasta que se agotara la legislatura actual. Y efectivamente, Griñán, dimitió. No podía esperarse otra cosa. Sigue leyendo

El riesgo de la operación Griñán (elconfidencial.com)

Griñán y Rubalcaba. (EFE)
Se fue José Antonio Griñán. Sólo él sabe las razones de su dimisión. Los demás tenemos toda la libertad para interpretar su gesto. Sin duda, algo muy importante ha debido pasar por su cabeza para tomar la decisión del martes pasado, pasando por encima de sus promesas de agotar el mandato y de postular aquello tan famoso de que un proyecto político necesita ocho años, ni uno más, pero ni uno menos, para desarrollarse. Ni agotó el mandato, ni utilizó los ocho años. El comentario político más extendido es que el caso de los EREs ha sido la causa de su alejamiento de la Presidencia de la Junta de Andalucía, que no de la política activa, puesto que va a seguir ocupando un escaño en el parlamento andaluz, otro en el Senado, la Secretaría General del PSOE de Andalucía y la presidencia del PSOE a nivel estatal. Sigue leyendo