Religión, concertados y públicos

Que la asignatura de Religión deba impartirse en horario escolar es una afirmación que no se corresponde con un sistema educativo público en un Estado aconfesional

La ministra de Educación, Pilar Alegría. EP

La ministra de Educación, Pilar Alegría. EP

A la actual ministra de Educación le preguntaron el pasado día 27 en el diario El Mundo lo siguiente: “La Religión ya no cuenta para la media ni para pedir becas. ¿Se dará en horario lectivo o será extraescolar, como pide Podemos?” La respuesta fue la siguiente: “Se debe impartir dentro del horario escolar.” “¿Y qué van a hacer los alumnos que no cursen Religión? continuó el periodista. Respuesta de la responsable ministerial: “No habrá una asignatura espejo. Corresponderá a los centros planificar actividades sin contenido curricular para que en ese tiempo no se pueda avanzar en otra materia”. Es decir, perder el tiempo.

Sigue leyendo